Mesa de diálogo para el abordaje de la actividad nocturna en la ciudad

Mesa de diálogo para el abordaje de la actividad nocturna en la ciudad

El objetivo de la mesa será recoger las reflexiones sobre la actividad nocturna desde todos los sectores implicados para generar propuestas que se puedan aplicar entre la primavera y el verano del año 2022.

Batlle explicó que propondrá que formen parte todos los servicios públicos implicados -Guardia Urbana, Salud Pública, Juventud, servicios de inspección, de limpieza, de mantenimiento y de los distritos- así como entidades vecinales y sector económico, especialmente el comercio, la hostelería, el ocio nocturno y la restauración. Asimismo se invitará al cuerpo de Mossos y al Departamento de Interior de la Generalidad.

Batlle ha hecho este anuncio después de hacer el balance de las actuaciones de la Guardia Urbana de este verano, en la que destacó el hecho de que no haya habido grandes incidentes, especialmente durante las intervenciones de los cuerpos de seguridad.

El teniente de alcaldía ha destacado, sin embargo, la preocupación sobre determinadas derivadas de la actividad nocturna que «obliga a hacer una reflexión sobre el fenómeno, que no es exclusivo de Barcelona, ​​sino de todo el país». En este sentido, a apelado a la Generalitat a crear la misma mesa de diálogo a escala de Catalunya.

En relación con el balance de verano, el intendente mayor de la Guardia Urbana, Pedro Velázquez explicó el incremento de la complejidad de este verano ha venido marcada, sobre todo, por el aumento de la movilidad y el incremento de visitantes a la ciudad. En materia de seguridad vial, ha destacado el incremento de la siniestralidad en un 24%.

Desde principios de verano se ha puesto en marcha un dispositivo específico, compartido y coordinado con el cuerpo de Mossos, para actuar en el espacio público priorizando el descanso vecinal y el cumplimiento de las medidas sanitarias para hacer frente a la pandemia. Gracias a este dispositivo, se ha desalojado un total de 271.000 personas de más de 2.000 espacios de la ciudad, donde se han encontrado concentraciones de entre 50 y 3.000 personas.

En relación con las sanciones interpuestas entre los meses de junio y agosto, se han realizado un total de 7.612 denuncias relacionadas con incumplimientos de la ordenanza de convivencia, con un peso relevante del consumo de alcohol. Asimismo se ha denunciado 3.088 personas por incumplir la normativa en relación a la prevención de la Covid -no mantener las distancias o ir sin mascarilla-.

Batlle destacó la prioridad de trabajar para mantener la convivencia en la ciudad, sobre todo durante las noches, por lo que ha afirmado que «no habrá impunidad con los incívicos».

Mesa de diálogo para el abordaje de la actividad nocturna en la ciudad