Moviment de Residències Catalunya en pie de guerra contra las restricciones en las residencias

Moviment de Residències Catalunya en pie de guerra contra las restricciones en las residencias

El grupo de familias de Residencia Falguera de Sant Feliu de Llobregat, residencia pública de la Generalitat de Cataluña, gestionada por Fundacio Vallparadis de Mutua de Terrassa, han anunciado mediante una nota de prensa que necesitan y exigen un cambio urgente en el «Plan de Gestión Covid en residencias».

Según explican, a fecha del pasado 5 de enero, sólo en Cataluña había 212 residencias con calificación roja y 276 naranja (casi el 50% de residencias cerradas o con visitas y salidas restringidas): «¡Este protocolo tiene que cambiar o nuestros familiares y el resto de residentes morirán de pena!», advierten.

«No es coherente ni aceptable que las personas usuarias de residencias tengan tantas restricciones y el resto de sociedad pueda disfrutar de la libertad de la nueva normalidad. Ellos necesitan el contacto y el amor de sus familias para salvaguardar la salud emocional, psicológica y cognitiva» señalan.

Del mismo modo, las familias explican que el impacto emocional es más importante que la integridad física: «En nuestra residencia concretamente, llevamos desde el día 22 de diciembre de 2021 sin poder ver nuestros familiares y con solo 3 videollamadas. Los trabajadores van dando positivo en los test semanales y los usuarios quedan condenados de cuarentena en cuarentena sin cesar; aún siendo negativos y con las tres dosis de vacunación. Cuando parece que podrán salir, después de 15 días cerrados, volvemos a tener otro trabajador positivo y vuelta a empezar».

«Vivimos esta misma situación en noviembre de 2021. Las medidas de contención del Covid se han convertido en un castigo y condena para este grupo de la sociedad, que recordamos son ciudadanos de pleno derecho, que han perdido su libertad, sometidos a la institucionalización por el solo hecho de necesitar vivir en una residencia. Estamos hartos de escuchar que son los más vulnerables, cuando los datos de las UCIS reflejan que no hay casi gente de más de 70 años» denuncian.

Ver algunas noticias: Solo tres de los 21 críticos por la Covid tienen más de 70 años gracias a la tercera dosis (segre.com) // Contagios de covid por franjas de edad: ahora, jóvenes y adultos tienen la incidencia más alta (ccma.cat)

Por último, denuncian que el contacto se reduce a llamadas telefónicas que a menudo acaban en llantos y más sufrimiento y aclaran: «Recordamos que en la mayoría de los casos las personas que viven en residencias sufren enfermedades mentales con degeneración cognitiva y no pueden entender situaciones complejas o tienen limitaciones en la comunicación. Una angustia constante tanto para ellos, como para nosotros. Las restricciones van cambiando cada semana, para el resto de sociedad: 7 días de cuarentena para los positivos leves o asintomáticos; se eliminan las cuarentenas en las escuelas en infantil y primaria, los contactos estrechos vacunados no hacen cuarentena, etc».

«¿Por qué para el resto de la sociedad si se cambian los tiempos establecidos de cuarentena y para ellos no? Será porque el resto de la sociedad mueve la economía y la gente mayor de la residencias no generan dinero? ¡ES UNA VERGÜENZA!. En una sexta ola, hay EPIs sobrados para que los familiares puedan entrar a las residencias en condiciones de seguridad, es ilógico que estén aislados» sentencian.

Para finalizar, han sido claros con sus pretensiones: «Es urgente e improrrogable la creación de un protocolo ÚNICO para todas las residencias, teniendo en cuenta las necesidades de familias y residentes. Actualmente cada centro tiene autonomía para hacer la suya con total impunidad y ha quedado en evidencia que no funcionan bien. Quedamos a la espera de noticias por su parte con la esperanza de una adaptación del «Plan de Gestión Covid en residencias», que valore el impacto emocional y psicológico y con curas centradas en la persona».

Moviment de Residències Catalunya en pie de guerra contra las restricciones en las residencias