Normativa de patinetes: Barcelona reforzará el dispositivo para garantizar su cumplimiento

El 2 de enero de 2021 entró en vigor el Real Decreto aprobado por el Consejo de Ministros, por el que se modifican el Reglamento General de Circulación y el Reglamento General de Vehículos en materia de medidas urbanas de tráfico.

La nueva normativa, de aplicación estatal, regula las condiciones de desplazamiento de los vehículos de movilidad personal (VMP) y sus requisitos técnicos.

La redacción del texto aprobado ha contado con la colaboración del Ayuntamiento de Barcelona que fue pionero aprobando en 2017 la primera regulación municipal del Estado en relación a la circulación de los vehículos de movilidad personal (patinetes, ruedas eléctricas, segways, entre otros) y los ciclos de más de dos ruedas, con la modificación de la Ordenanza de Circulación de Peatones y Vehículos.

Por este motivo, la nueva normativa estatal es coincidente con la mayoría de los puntos que ya regula la ordenanza municipal de Barcelona y que principalmente prohibía la circulación de vehículos de movilidad personal para sobre las aceras.

Los principales supuestos de la ordenanza que se ven modificados con el Real Decreto, son los siguientes:

  • Se establece los 25 km / h como velocidad máxima de circulación de los vehículos de movilidad personal (la normativa municipal permitía llegar hasta los 30 km / h).
  • Se establece que los vehículos de movilidad personal no podrán circular por plataformas únicas por donde no circulen vehículos (la normativa municipal lo permitía).
  • Se establece que los vehículos de movilidad personal no pueden llevar asiento, a no ser que estén dotados de un sistema de autobalanceo (la normativa municipal lo permitía sin sistema de autobalanceo).

Por tanto, en base a las modificaciones del Real Decreto ya la ordenanza vigente, queda fijado que en Barcelona los vehículos de movilidad personal no pueden circular ni por las aceras ni por otras zonas peatonales.

Las vías por las que si que se pueden desplazar, sin maniobrar de forma que se pueda poner en riesgo la seguridad de las personas, son las siguientes:

  • Calles de plataforma única (siempre que no se prohíba la circulación de vehículos).
  • Carril bici en acera a un máximo de 10 km / h.
  • Carril bici en calzada a un máximo de 25 Km / h, con obligación de reducir la velocidad en los pasos de peatones.
  • Calzada de calles 30.
  • Parques en un máximo de 10 km / h, respetando siempre la prioridad del peatón.

Asimismo, el Real Decreto introduce la prohibición de circulación de vehículos de movilidad personal para travesías, vías interurbanas y autopistas y autovías que transcurren dentro de la ciudad, así como también prohíbe la circulación de vehículos de movilidad personal en túneles urbanos y por las calles de la red básica de la ciudad.

La entrada en vigor del Real Decreto también supone pasar a disponer de un marco estatal que cataloga los vehículos de movilidad personal como vehículos de una o más ruedas dotados de una única plaza y propulsados ​​exclusivamente por motores eléctricos que pueden proporcionar una velocidad máxima de diseño comprendida entre los 6 y los 25 km/h.  Sólo pueden estar equipados con asiento si están dotados de un sistema de autobalanceo.

Los vehículos de movilidad personal tendrán la obligación de disponer de un certificado para la circulación y su identificación, a partir de los 20 meses de su publicación en el BOE del futuro Manual de características de los vehículos de movilidad personal, que actualmente se encuentra en elaboración por parte de la Dirección General de Tráfico (DGT). Este manual fijará las especificaciones técnicas que deberán cumplir los vehículos para poder circular.

Refuerzo del dispositivo de la Guardia Urbana

Para garantizar el cumplimiento de estos puntos y para reducir el número de víctimas y la gravedad de las lesiones, en concreto en las que están implicados los vehículos de movilidad personal y bicicletas, la Guardia Urbana de Barcelona inicia a partir de la semana próximo un refuerzo del dispositivo específico para controlar el correcto uso y circulación de los ciclos, bicicletas, vehículos de movilidad personal y ciclos de más de dos ruedas. También serán objeto de control las obligaciones de los conductores de otros tipos de vehículos a motor y peatones en relación a los ciclistas y los conductores del VMP.

Este dispositivo se realizará en diferentes puntos de todos los distritos de la ciudad.

El cuerpo de policía barcelonés también realizará una labor informativa sobre la nueva regulación respecto a la definición de vehículos de movilidad personal para informar a los conductores ya la ciudadanía en general de sus implicaciones.

Durante el año pasado la Guardia Urbana llevó a cabo acciones de control en relación a la circulación general principalmente de los patinetes eléctricos por la ciudad.

Se pusieron 8.492 denuncias a usuarios particulares de vehículos de movilidad personal que circulaban incumpliendo la normativa municipal vigente en aquellos momentos. La cifra supone un incremento de un 29,7% respecto al año anterior.

Patinetes de uso compartido

En paralelo, desde el pasado mes de diciembre, la Guardia Urbana también mantiene activado un dispositivo específico para sancionar y retirar de la vía pública los patinetes eléctricos de uso compartido que están operando sin licencia en la vía pública y estacionando en espacios no autorizados.

Durante todo el año pasado se pusieron 2.721 denuncias a empresas de alquiler. Esta es una cantidad muy inferior a la del año pasado debido a la incidencia de la Covid-19 en la actividad.

Esta intensificación para hacer cumplir la norma se hace en paralelo a la apuesta del Ayuntamiento para elaborar una regulación de este tipo de vehículos de uso compartido, tal como ya se ha hecho con las motocicletas y las bicicletas. Las tareas para la elaboración de esta regulación se están llevando a cabo y una vez se tenga la propuesta se trabajará en el marco del Pacto por la Movilidad, junto con las empresas operadoras, con el objetivo de que ésta entre en vigor en largo del 2021.

En este sentido, el gobierno municipal quiere destacar la buena predisposición de la mayoría de las empresas a trabajar de forma conjunta ya respetar el tiempo necesario para elaborar la normativa antes de poner en circulación los patinetes.

Normativa de patinetes: Barcelona reforzará el dispositivo para garantizar su cumplimiento